Recopilación de “Mujeres que corren con los lobos”


“Aquél, que no puede aullar, no podrá encontrar su manada.”

Hoy ha sido un día que ha consistido en salir de la comodidad de la cueva, merodear, husmear, correr y saltar. Reconocer los aullidos de otras lobas, de otras manadas, y de la mía propia. Desentumir las patas que habían olvidado la maravilla de correr, y el alma de volar. Dejar florecer el espíritu creador y la esencia sanadora, más importante aún cuando se sana a sí misma. ¡Qué maravilloso ha sido salir de la cueva!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s