La  democracia:  una  construcción  permanente  


” Debemos  recordar  que  tras  los  prometedores  comienzos  la  democratización  no  evolucionó  siguiendo  un  camino  ascendente  hasta  nuestros  días.  Hubo  subidas  y  recaídas,  movimientos  de  resistencia,  rebeliones,  guerras  civiles,  revoluciones.  Durante  algunos  siglos  […  ]  [se]  invirtió  alguno  de  los  avances  anteriores.  Volviendo  la  vista  atrás  sobre  el  ascenso  y  caída  de  la  democracia,  está  claro  que  no  podemos  contar  con  que  las  fuerzas  sociales  aseguren  que  la  democracia  siga  siempre  avanzando.  [  …  ]  La  democracia,  tal  parece,  es  un  tanto  incierta.  Pero  sus  posibilidades  dependen  también  de  lo  que  nosotros  hagamos.  Incluso,  aunque  no  podamos  contar  con  impulsos  benignos  que  la  favorezcan,  no  somos  meras  víctimas  de  fuerzas  ciegas  sobre  las  que  no  tenemos  ningún  control.  Con  una  adecuada  comprensión  de  lo  que  exige  la  democracia  y  la  voluntad  de  satisfacer  sus  requerimientos,  podemos  actuar  para  satisfacer  las  ideas  y  prácticas  democráticas  y,  aun  más,  avanzar  en  ellas.”

 Robert  Dahl

image

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s