Sobre el documental “Test de la vida real”


En el documental hay participaciones muy interesantes que hacen diferentes cuestionamientos como:
1. El entorno que determina como construye y te apropias de tu cuerpo. Ya que esto es importante tomarlo en cuenta para las personas trans* que aún recurren a los discursos de verdad de la medicina al momento de interpelarse así mismas. Comprender como el entorno influye en la manera en que concebimos y nos apropiamos de nuestro cuerpo nos permite entender las diferentes posturas con respecto a las diferentes identidades trans*.

2. También reflexionan que no todas las personas cisgénero tienen la oportunidad de cuestionarse cómo es que se han apropiado de su cuerpo. Por lo que ser trans* brinda el desafío que al mismo tiempo se puede volver un privilegio al hacer este cuestionamiento de explorar otras posibilidades que confronten un sistema normativo ya establecido pero que no está exento de la sanción social.

3. Una persona afirma: ” no soy hombre ni mujer… Seguramente soy una cosa”. Esta reflexión la relaciono con lo señalado en el número uno, es decir, las personas procuramos ajustarnos a la idea de un binario de genero porque hemos crecido dentro de una sociedad que se rige bajo estas normas.

4. También hay valiosas reflexiones sobre que no existe un solo proceso de construir tu identidad de género y tu expresión sexo genérica, tradicionalmente llamadas procesos de transición. Muchas personas trans hemos crecido asumiendo como legítimo el discurso de verdad médico que señala que la ruta para transicionar es primero contar con un diagnóstico médico que te interpele transexual, posteriormente desempeñar psicológica y socialmente de forma exitosa que no es otra cosa más que alinearse a los estereotipos de genero para que posteriormente se pueda ser una persona acreedora a las diversas tecnologías corporales como las terapias de reemplazo hormonal y las cirugías de reasignación genital así como las diferentes prerrogativas legales como el reconocimiento a la identidad de género.

5. Lo anterior fue una lección que a mí me tocó aprender en mi estancia en Tailandia mientras me recuperaba de una cirugía de resignación genital cuando tuve la oportunidad de conocer el caso de una adolescente de 16 años de Sudáfrica quien contaba con menos de seis meses de terapia de reemplazo hormonal y que acudía a una cirugía de reasignación genital acompañada de su madre. La imagen de esta adolescente aún contenía diferentes características relacionadas con lo masculino como vello facial, manzana de Adán así como ciertos comportamientos que asumimos como masculinos. Platicando con un activista de Francia que también se recuperaba de una cirugía, me preguntaba que no hubiera ” criterios ” para que el doctor aceptara pacientes. La respuesta de mi amiga fue un gran aprendizaje: me dijo que el proceso de una persona no necesariamente tiene que ser el de las otras. Que cada persona vive su propio proceso a su modo, a su ritmo y de la forma que mejor le acomoda y que no podemos juzgarlo. 

6. Y aquí comparto una frase que me pareció demoledora: ” la gente trans* obsesionada con sus cuerpos existe porque la sociedad está obsesionada con los cuerpos”. Esta frase es retomada más adelante por otra persona cuando señala que el cuerpo es un eje problemático transversal en toda la sociedad. Lo anterior me parece muy valioso para preguntarnos lo siguiente: “Como nos hemos apropiado de nuestro cuerpo? Alguna vez hemos reflexionado acerca de esto? Como hemos construido nuestro cuerpo, nuestra identidad, nuestro género, nuestros deseos, nuestra sexualidad, en relación con otras identidades que también poseemos producto de la socialización del entorno en el que hemos crecido como la religión (identidad católica por ejemplo), la clase social (que se espera de nuestros cuerpos, nuestros deseos y nuestras sexualidad a partir de la clase social en la que estamos insertxs), el grupo étnico en el que se ha crecido o se identifica una persona (formamos parte del grupo étnico que se ha vuelto parámetro de la belleza y lo deseable o no y como lo hemos introyectado en nuestra subjetividad), entre otras.

7. También existe una reflexión muy interesante sobre lo que Julia Serano les llama los “gatekeepers” que son personas o instituciones que sirven de guardianes para mantener el orden de las normas de género. En este caso, la regulación que existe en España con respecto a la testosterona que no existe en la misma medida con la progesterona o los estrógenos como si fuera una medida para asegurar el predominio de los hombres cisgénero.

8. También existen diversos cuestionamientos sobre “cómo se define una mujer “completa”? ” o ” Cómo se define un hombre “completo”?” Y que no es una pregunta ociosa a partir de lo problemático que resulta el cuerpo en toda la sociedad y que nos afecta todas las personas. En el caso de las personas trans* está relacionado con el discurso de verdad médicos y patologizantes así como las tecnologías corporales que buscan alinear los cuerpos hacia una idea de la diferencia sexual como orden natural de los cuerpos. Éste discurso de verdad médico busca alinear los caracteres sexuales primarios y secundarios a las ideas del género binario. Es un claro ejemplo de lo Butler dice que al género le precede el cuerpo y el sexo. Esta idea tiene consecuencias funestas tanto para las personas trans* como para las personas intersex. En el caso de las personas trans* ha impuesto en forma externa o condicionado nuestra subjetividades para que accedamos a la extirpación de órganos sanos, como los genitales, para lograr una aceptación social a partir de la alineación del cuerpo a las ideas del genero social y subjetivo. En el caso de las personas que lo hemos introyectado inconscientemente a partir de los discursos con las que hemos crecido también condiciona la forma en que construimos y vivimos nuestra sexualidad. Sin embargo, como se ha analizado en el caso de las personas intersex creo que la clave está en el ejercicio de la autonomía de cada persona dentro de un entorno en donde podamos cuestionar los discursos de verdad de las autoridades de un momento histórico dado, en este caso las médicas.

9. Como también cuentan en el documental, estos discursos de verdad y un sistema social genéricamente binario pueden llevar al surgimiento del leyes que perpetúan justamente el binarismo como sucede con la ley de identidad de género en España o como sucede con el test de Minnesota también llamado “test la vida real” que trata de validar la ” legitimidad” de la identidad de género de una persona trans* a partir de su apego a los estereotipos de género. 

10. El desapego de una persona hacia los estereotipos y las normas primarias de género no solamente le cierra puertas hacia ciertas prerrogativas sociales cómo acceder a terapia de reemplazo hormonal género sino que también desencadena diferentes formas de violencia de género puesto que la sola presencia confronta y altera el orden social preestablecido.

11. Por lo que una pregunta que una de las personas participantes se hace tiene gran importancia: que es tú identidad? Tu Identidad es rígida y monolítica? O tu identidad es fluida? La posibilidad de identidades fluidas acaso no da más libertad a las personas para explorar un abanico más amplio de posibilidades de ser, de expresarse, de desear, de amar?

12. Por lo tanto, es necesario que la categoría de sexo siga aún siendo un requisito indispensable para la documentación registral? Yo creo que no y quizás es momento de impulsar este debate.
Rebeca Garza

Entrevista con Judith Butler: “El género es extramoral”


“Siempre que cuestionamos nuestro género corremos el riesgo de perder nuestra inteligibilidad, de ser llamadas “monstruos” J. Butler

Las disidentes

Texto Fina Birulés

Judith Butler, ensayista, pensadora y profesora del Departamento de Retórica de la Universidad de Berkeley (California), es conocida por sus estudios sobre género y sexualidad, en los que aborda la cuestión de qué significa deshacer, resignificar, los restrictivos conceptos normativos de la vida sexual y del género.

Ver la entrada original 5.269 palabras más

Apuntes de “El impacto de las nuevas tecnologías en la familia: presente y futuro” de Alicia Perez Duarte y N.


“El impacto de las nuevas tecnologías en la familia: presente y futuro”de Alicia Perez Duarte y N. Descargar 

La autora señala que las tecnologías de reproducción asistida (TRA) han reconfigurado las ideas de padre y madre. La idea de “padre” se ha escindido en “padre genético” como quien aporta los gametos y “padre social” como quien asume las responsabilidades sociales. La idea de “madre”,en cambio, se ha reconfigurado a tres: la genética, reconocida por la ley; la biológica (o uterina, como me referiré mas adelante) quien ejerce la maternidad sustituta o subrogada; y, la social.

El problema que surge con las TRA es que a la ley le corresponde definir quién es el padre o la madre para asumir las responsabilidades de la relación y quién queda fuera y de esta manera ejercer la patria potestad, la obligación alimentaria, la custodia, los derechos sucesorios, los impedimentos de contraer nupcias, entre otros, dejando de lado la importancia de la subjetividad en la conformación de las identidades de la que no está exenta la idea de la filiación.

Creo que es pertinente problematizar la lógica cis-heterosexista y binaria en que el campo jurídico define la maternidad/paternidad en torno a los debates de las TRA.

En primer lugar, la autora aborda el debate alrededor de la filiación: hay quienes consideran que las TRA se deben prohibir puesto que atentan contra la dignidad humana en donde quizás el argumento más fuerte sea la dignidad de las mujeres; quienes consideran que no es necesario reformar la filiación ya que las reglas de la maternidad/paternidad son claras puesto que están sustentadas en la genética, sin embargo, creo que ahí mismo radica su propia limitante como lo demuestran los casos de fecundación heteróloga o la propia clonación; y, finalmente, quienes consideran que es necesario reformar la idea de la filiación al considerarse rebasada y obsoleta, especialmente en un contexto de protección de derechos humanos desde la infancia, el derecho a conocer sus orígenes (derecho a la salud) y el derecho a la intimidad personal y familiar.

Mi postura es a favor de debatir el concepto de filiación por las siguientes razones: hay que pasar de considerarla un hecho biológico arbitrario y sustentado en la genética a un hecho más bien social y relacional con el contexto histórico y tecnológico y las subjetividades de las personas que permita a la idea de la filiación adaptarse a las cambiantes condiciones de las sociedades, por ejemplo, la cada vez más frecuente realidad de hombres trans que ejercen su capacidad de concebir, gestar, parir y amamantar al mismo tiempo que vindican su filiación paterna puesto que la idea de la filiación forma parte de las aristas que integran las identidades múltiples. Es en casos como éstos donde considero importante problematizar las reglas binarias heterosexuales y cisexistas mediante las que se abordan los debates relacionados a la filiación.

Como vimos con Hortensia Moreno cuando estudiamos la performatividad, quizás el debate acerca de la filiación como construción social incluya dimensionar el peso de los actos performativos en la construcción de estos lazos y las identidades que derivan de ella, como la maternidad, en donde Francesca Gallardo la interpreta como una parte vital y esencial inherente a la identidad de ser mujer cuando la propia identidad femenina, como cualquier otra, se puede entender a partir de “un orden simbólico que expresa un tejido de significaciones y que al organizarlas opera en un sentido jerarquizador y evaluativo”. (Serret, 2006).

Asimismo, otro de los debates gira en torno a reglamentar los métodos de procreación asistida especialmente en lo referente al derecho al acceso a la información y cuidados para las mujeres que deseen acudir a las TRA. ¿Sobre qué tipo de reglamentación se pretende debatir? ¿Una reglamentación que limite y desincentive el acceso a las TRA como ha sucedido en Texas donde se ha sobre-reglamentado el derecho de las mujeres de acceder al aborto bajo un discurso simulado de protección al derecho a la salud con el objeto de generar obstáculos que impidan el ejercicio de este derecho?1. Si bien, parece haber una coincidencia sobre la importancia de la reglamentación de las TRA creo que la ruta debe ser ampliar y fortalecer el derecho de las personas, principalmente las mujeres, a decidir de forma autónoma y libre sobre su cuerpo asumiendo que las personas que acuden a las TRA son lo suficientemente racionales y más que tutela “infantil” (como me parece leerla en el texo de Francesca Gallardo) por parte del Estado se requiere que éste fortalezca el libre derecho a la autodeterminación de las personas no sólo con acceso a la información sino en el fortalecimiento de otros derechos fundamentales ante un posible escenario de cosificación y explotación de los cuerpos de las mujeres de países pobres y/o de origen étnico indígena en donde emerja un mercado global de renta de úteros o venta de gametos y/o fluidos donde la carencia alimentaria y la falta de acceso de oportunidades para escalar socialmente sirvan de telón de fondo para un ejercicio de la autodeterminación en realidad limitado y alimentado por gobiernos que generan políticas públicas que pauperizan.

Con respecto a la importancia de debatir sobre cómo los discursos de verdad que surgen de un sistema sexo-género binario y cis-hterocentrista trascienden en la forma en que se reglamenta las TRA se puede debatir el proyecto de fecundación asistida que recupera la autora de México:

① Cuando diferencia a la fecundación homóloga de la heteróloga a partir de si los gametos son de ambos cónyuges o concubinos o de personas distintas considero que se fortalece así la idea del matrimonio heterosexual como algo natural al abarcar la fecundación heteróloga a la totalidad de familias cis-homoparentales creando, de esta manera, en el imaginario dos modelos de reproducción aparentemente diferentes que en un orden simbóloco se jerarquizarían y evaluarían de forma diferente, perpetuando de legitimidad natural del modelo de familia heterosexual mediante la fecundación homóloga.

② La prohibición de la fecundación heteróloga a una mujer casada o unida en concubinato sin consentimiento informado también del cónyuge o concubino (es decir, de gametos diferentes a la pareja) limitando la capacidad de autodeterminación de la mujer hacia su cuerpo por la suma de dos factores (o agravantes): tener dificultades para procrear (incumplir el mandato de procreación del sistema sexo-género) y estar unida legal o socialmente a un hombre ¿acaso esta prohibición no es tan irracional como no poder practicarse un aborto sin el permiso escrito de la pareja o el concubino? ¿Es necesario que la filiación esté ligada a las ideas de relaciones legales o sociales de pareja especialmente en sociedades patriarcales donde históricamente se han vulnerado los derechos y la autonomía de las mujeres?

③ Con respecto al consentimiento que tiene que ser recabado por el profesional que intervenga en la fecundación y que tiene que ser por escrito y firmado por ambos cónyuges, nuevamente me cuestiono si esta regla excluye a las familias no heterosexuales (considerando que el matrimonio igualitario aún no es una realidad para todas las personas en México) y sino favorecerá la mercantilización y el encarecimiento de las TRA como sucedía hace poco con la rectificación de las actas de nacimiento por discordancia sexo-genérica de las personas trans en la Ciudad de México entre 2009 y 2012. Retomando la propuesta del encuentro de mujeres italianas de 1984 de Francesca Gallardo cuando hace referencia en la posibilidad que todas las mujeres -personas diría yo- tengan acceso a las TRA incluso en sistemas públicos de salud, en términos de derechos ¿no seria mejor que dicho consentimiento fuera recabado por un profesional de salud del Estado para democratizar su acceso lejos de las reglas del mercado y asegurar el registro histórico para las futuras consulta sobre los orígenes?

④ La consideración de la filiación de madre a quien se le implanta el embrión, que completa la gestación y da a luz mientras que al padre se le considera la pareja de ésta (y firma obviamente el consentimiento). ¿Si la filiación del padre en este caso es evidentemente discursiva y performativa por que la filiación de la madre está sujeta a criterios más estrechos y arbitrarios que no necesariamente reflejan la complejidad de relaciones que viven las sociedades modernas? Retomando las palabras de Francesca Gallardo quien asume a la maternidad como condición inexpropiable de la identidad femenina ¿no es acaso este criterio para definir la filiación materna una reacción para fortalecer el sistema sexo-género bajo la incuestionable idea -hasta hace poco- que sólo las mujeres cis tenían capacidad biológica de concebir, gestar y parir, idea que ya ha sido rebasada con los casos de hombres trans que han concebido, gestado y parido? ¿No se está reduciendo el significado de la filiación materna a la capacidad de un útero funcional por lo que esta definición quedará pronto superada como lo demuestran los avances de la ciencia médica2 en donde se habla ya como una realidad el transplante de úteros en mujeres cisgénero? Aunque se prevé que en cinco años los hombres cigénero podrán embarazarse es poco probable que esto suceda en un hombre cisgénero, en el corto plazo, dado el actual orden simbólico en el que se construye la identidad masculina cis, sin embargo, permitirá que las mujeres trans se sumen a los hombres trans dentro de este ejercicio de expropiación de la capacidad de concebir, gestar y parir como un hecho único de la identidad cis femenina3.

⑤ Finalmente, el texo de Perez Duarte hace referencia a “asumir la maternidad/paternidad con responsabilidad y verdadero compromiso con el hijx que naciere” independientemente a la práctica imposibilidad de determinar ese “verdadero compromiso y responsabilidad” sin caer en juicios morales prejuiciosos y excluyentes ¿por qué aplicar este criterio a las personas que biológicamente tienen dificultades para procrear y no para el resto de la población?

Referencias

Serret, Estela. El género y lo simbólico. La constitución imaginaria de la identidad femenina. Oaxaca, México: Instituto de la Mujer Oaxaqueña, 2006. Colección Instituto de la Mujer Oaxaqueña: Serie Estudios de Género. (p. 43).

Notas

1. La Corte Suprema echa abajo la polémica ley de aborto de Texas. Expansión en alianza con CNN. Ariane de Vogue y Dan Berman. Washington. Reuters. 27 de junio de 2016. Consultado el 4 de agosto de 2016. http://expansion.mx/mundo/2016/06/27/la-corte-suprema-echa-abajo-la-polemica-ley-de-aborto-en-texas

2. La milagrosa historia de la mujer sin útero que dio a luz. El Heraldo. Redacción. 27 de julio de 2016. Consultado el 4 de agosto de 2016. http://www.elheraldo.hn/revistas/tic-tac/982766-466/la-milagrosa-historia-de-la-mujer-sin-útero-que-dio-a-luz

3. Científicos: los hombres serán capaces de dar a luz en cinco años. RT Noticias. 30 de noviembre de 2015. Consultado el 4 de agosto de 2016. https://actualidad.rt.com/actualidad/192940-cientificos-hombres-dar-luz

Sobre el Día Internacional del Orgullo LGBTIQ


Este fin de semana se celebró en diversas partes del país y del mundo el Día Internacional del Orgullo LGBTIQ con el objeto de visibilizar la existencia de las diferentes orientaciones sexuales y expresiones sexo-genéricas que dan diversidad multicolor a las sociedades así como vindicar derechos fundamentales y denunciar las diferentes formas de violencia que aún existen y que van desde la invisibilización, la medicalización, la patologización, la criminalización hasta la marginación y el asesinato, entre muchas otras.

En el contexto de violencia misógina y lgtbfóbica que persiste en muchas sociedades, incluyendo la nuestra, los crímenes de odio hacia la diversidad sexual, especialmente hacia los gays femeninos y las mujeres trans de bajos recursos y/o pertenecientes a grupos indígenas, deben ser revisados, analizados y atendidos a la luz de las altísimas cifras de violencia machista feminicida que también sigue siendo ignorada por muchas instituciones y un gran sector de la sociedad.

De esta forma, una persona que no se ajusta en su orientación sexual o expresión sexo-genérica a los estereotipos del binario de sexo-género, desde su infancia y hasta la edad adulta, inmediatamente es sancionada para ajustarse a la idea de “normalización” pre-existente. Esta cultura de sanción no sólo es tolerada, sino que está normalizada mediante el chiste fácil, la burla, y el sensacionalismo con el que se abordan las identidades disidentes.

Así como miles de mujeres salimos el pasado 24 de abril a denunciar las violencias machistas con la consigna de “Nos Queremos Vivas”, las personas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales, transgénero, travesti, intersexuales y queer así como las personas que nos aman hemos salido para decir al Estado y a la Sociedad que aquí estamos, formamos parte de la ciudadanía y como tal tenemos los mismos derechos y queremos ejercerlos, exigimos que no nos violenten, no nos discriminen, no nos maten.

Y, a pesar de todo esto, tenemos el orgullo de existir y luchar.

Rebeca Garza

24 Junio 2016

Orlando, Xalapa y Convivencia Democrática


La terrible masacre sucedida en Orlando y, semanas previas, en Xalapa contra un sector específico de la población dada su orientación sexual y/o expresión sexo-genérica no heteronormada enciende luces de alerta sobre un asunto en constante tensión en estados democráticos: la convivencia pacífica que debe prevalecer en un ambiente de pluralidad y diversidad donde el conflicto y la diferencia debe ser entendida como parte de la democracia como forma de vida.

Si bien, la idea de crimen de odio pudiera ubicar en el imaginario a este hecho lamentable como algo aislado o extraordinario creo que, en el contexto del avance de reconocimiento a la protección de los derechos de la población de la diversidad sexual, tanto a nivel local como a nivel mundial, evidencia la tensión constante entre diversos sectores de la población y la obligación del Estado y sus Instituciones para generar los mecanismos y las políticas públicas para asegurar el ejercicio pleno de sus derechos de todas las personas.

Se oyen voces de legisladores y legisladoras que dicen que trabajarán a favor de la mayoría pero omiten reconocer que en un sistema democrático las minorías –de cualquier tipo, religiosas, ideológicas, sexuales, entre otras- debemos tener el marco legal para existir, organizarnos, manifestarnos y desarrollarnos en plenitud.

Es muy importante no perder esto de vista porque el debate existe y es legítimo. Ahora es el matrimonio igualitario y las adopciones homoparentales. Pronto, las leyes de identidad de género a favor de las personas trans y a la segregación sexual binaria en ciertos espacios, como los sanitarios, como sucede en Estados Unidos, entre muchas otras.

Sin embargo, en este debate siempre estará presente la peligrosa idea de desaparecer o invisibilizar a quien piensa diferente, simbólica, legal o físicamente. Y, como dice, José Woldenberg: “Quizás uno de los indicadores más claros para evaluar la existencia o no de la democracia sea precisamente el estatus jurídico y real que gozan las minorías”.

Rebeca Garza

21 de Junio de 2016

 

Rubí Suárez, primera regidora #trans en Guanajuato 


  

En sesión de Ayuntamiento celebrada esta tarde, se aprobó que Rubí Suárez, fuera llamada para tomar protesta como suplente de una regiduría.

25/02/2016 18:46 / León, Guanajuato

Por primera vez en la historia de la capital estatal, una persona transgénero asumirá una regiduría al autorizar, por unanimidad, el Cabildo una licencia por 60 días al perredista Julio César García Sánchez, denunciado penalmente por golpear y amenazar de muerte a su novia.

En sesión de Ayuntamiento celebrada esta tarde, se aprobó que Rubí Suárez, mujer trans,  sea llamada para tomar protesta como suplente de regiduría.

El dirigente estatal del PRD, Baltasar Zamudio, respaldó la licencia pedida por García Sánchez y apoyó la llegada de su suplente.

Rubí Suárez tomará protesta en un lapso de 10 días, cuando se convoque a una nueva sesión de Ayuntamiento.

“Mi compromiso al llegar al Ayuntamiento es velar por los intereses de todos los ciudadanos, pero también hacer ver y valer los derechos que nos corresponden a los miembros de la comunidad lésbico gay, llevo las propuestas del PRD, partido que me postuló como suplente en el pasado proceso electoral”, señaló Suárez.

Con la licencia aprobada, García Sánchez podrá enfrentar el proceso penal en su contra.

El perredista, quien también fue separado de su cargo como dirigente municipal del PRD en la capital estatal fue denunciado el pasado 23 de enero por golpear en la vía pública a su novia, además de amenazarla de muerte.

Fuente original: http://www.tabascohoy.com/nota/299071/sera-transgenero-regidor-en-guanajuato

Se ha corregido la redacción porque la nota original la malgeneriza y se ha procurado un lenguaje más incluyente. 

Lo que las personas cis dicen a las personas trans VS lo que escuchamos: traduciendo al cisexismo


  
Traductor de cisexismo 

 

Lo que dicen: “Oh, eres trans? Pero te ves muy bien!!!”

Lo que escuchamos: “Las personas trans son feas”.

 

 Lo que dicen: “Nunca había conocido a una persona trans antes”.

Lo que escuchamos: “Asumo que puedo reconocer a cualquier persona trans”.

  

Lo que dicen: “Es tan difícil usar otro pronombre “.

Lo que escuchamos: “Las personas trans me incomodan”.

  

Lo que dicen: “No tengo problemas con las personas trans “.

Lo que escuchamos: “Tengo problemas con las personas trans”.

  

Lo que dicen:  “Me encantan las personas trans!”

Lo que escuchamos: “Me causan morbo las personas trans “

  

Lo que dicen: “Te ves como una mujer de verdad”

Lo que escuchamos: “Las mujeres trans no son mujeres de verdad”.

  

Lo que dicen: “Sí pudiera tener una cita con una persona Trans”.

Lo que escuchamos: “Nadie quiere tener una cita con unas personas trans por lo que merezco un premio”

   

Lo que dicen: “Me agrada que seas honesto conmigo al decirme que eres un chico trans”.

Lo que escuchamos: “Las personas trans que no lo dicen son mentirosas y fraudulentas”.

Tomado y traducido libremente de: http://www.buzzfeed.com